La presidenta del Govern, Francina Armengol, ha anunciado una inversión de 2,6 millones de euros para renovar el espacio que ocupa el Servicio de Urgencias del Hospital Comarcal de Inca. El objetivo de estas obras es ampliar y adaptar la infraestructura hospitalaria para ofrecer una atención más confortable y de calidad a la población que atiende.

Así lo ha indicado la presidenta Armengol durante la visita al hospital que ha realizado y durante la que también ha podido recorrer la planta de Pediatría, que recientemente ha sido decorada gracias a la colaboración con la asociación Na Marga Somriu. Han acompañado a la presidenta la consellera de Salud, Patricia Gómez; el director general del Servicio de Salud, Juli Fuster; el equipo directivo del centro encabezado por la gerente, Soledad Gallardo, y el alcalde de Inca, Virgilio Moreno.

Estas obras forman parte del Plan de Infraestructuras de la Conselleria de Salud y permitirán adaptar el centro a las nuevas necesidades derivadas del incremento de población. Cabe destacar que el Hospital Comarcal de Inca se abrió en marzo de 2007 para prestar asistencia sanitaria a una población de 84.000 personas de los municipios de Alcúdia, Búger, Campanet, Costitx, Escorca, Inca, Lloret, Lloseta, Llubí, Mancor , Maria de la Salut, Muro, Sa Pobla, Sineu y Pollença. Actualmente, -sólo diez años después de la apertura- tiene una población asignada de 122.000 personas.

Este incremento de población ha supuesto un aumento considerable de la actividad asistencial que desarrollan los profesionales del hospital. En el caso del Servicio de Urgencias, en 2007 atendía un promedio de 116 urgencias diarias y este año la cifra ha alcanzado las 172, casi un 50% más en sólo una década.

Así pues, con el fin de ofrecer una asistencia sanitaria con los máximos estándares de calidad y de seguridad del paciente, es imprescindible hacer una actuación en las Urgencias y adaptar los espacios a las necesidades actuales. Por ello, el Servicio de Salud destinará 2,6 millones de euros, de los que 234.472 serán para la redacción del proyecto y 2.384.000 euros para la ejecución.

Actualmente, el bloque donde está ubicado el Servicio de Urgencias tiene una superficie de 1.300 m², pero en este espacio también se ubica la Unidad de Críticos y la hospedería. De este modo, la zona de Urgencias ocupa sólo 967 m².

La actuación prevista -que supondrá trasladar de lugar la hospedería y también desplazar la Unidad de Críticos a una nueva planta que se elevará a una de las áreas del hospital- permitirá ampliar un 57% la zona de Urgencias, ya que pasará de 967 m² a 1.526 m².

Esta ampliación también permitirá crear dos zonas diferenciadas (pediatría y adultos), eliminar el área de literas (con 22 unidades) y reconvertirla en dos salas (15 literas y 10 butacas), lo que aumentará la intimidad y el confort de los pacientes.

Dejar respuesta